Puente de La Gloria

Por Gabriela Arreola

Es una necesidad que a menudo se repite cuando se visita la zona rural del municipio de Lagos de Moreno, el que algunas comunidades requieran con urgencia un puente para poder cruzar ríos y arroyos, los que sobre todo en tiempos de lluvia suelen dejarlos incomunicados y a merced de que no se presente una emergencia por la cual tengan que obligatoriamente trasladarse a la cabecera municipal, pues esto se vuelve prácticamente imposible.

Un puente a medias y mal planeado

En La Gloria, una pequeña ranchería al este del municipio, cercana a la presa de La Sauceda, el gobierno municipal comenzó la construcción de un puente hace aproximadamente un año. El objetivo de tal obra era que los habitantes pudieran fácilmente atravesar el río que nutre después a la presa. Desgraciadamente las autoridades lo dejaron a medias, de acuerdo con las declaraciones de los vecinos de la comunidad:

«No, y luego el puente no quedó bien, como debe de ser, quedó súper mal; hace poquito que vinieron los candidatos del PRI, que sabe qué, si ellos mismos lo dejaron a la mitad, aquí la gente se cooperó de saquito de cemento y se arregló eso, poquito, pero no quedó bien. Vinieron unos arquitectos, es que el puente tenía que quedar bien atravesado sobre el río (en ángulo recto), lo dejaron así (en diagonal) y el agua se viene y está pegando en la barranca y apenas está empezando el ciclo de aguas, imagínese».

La comunidad cooperó para concluir la obra que el ayuntamiento abandonó

Desde un principio la obra estuvo mal planeada, aseguran los habitantes de La Gloria, pues al quedar el puente en diagonal respecto al río, y debido al diámetro de los tubos que fueron colocados en la parte inferior, el agua lo rebasa fácilmente e impide el paso. Por otro lado, cuando el municipio abandonó la obra sin haberla culminado, los vecinos tuvieron que cooperarse para terminarla, tanto con materiales como con mano de obra.

«Más bien que las personas del rancho lo hicieron, entre todos pusieron su granito de arena; sí, entre todos ahí cooperaron».

«Y ahí ellos lo fabricaron, pero les faltó cemento, no sé qué les faltó».

Aún más grave, el insuficiente material que dio el municipio no estaba en las mejores condiciones ni era el adecuado.

«Pues sí les faltó cemento, pero es lo que les digo, no les dieron lo suficiente. Les dieron también, lo que dijeron, que fue lo malo, que les dieron tubos muy chicos; les dieron los más chicos, y luego, ya hasta venían quebrados cuando los trajeron, yo le digo, porque fueron los muchachos a traerlos y dijeron que les habían dado de los más chicos y pues es que el agua no cabe por esos tubillos, y pues se riega y es por eso que se desborda por los lados».

Los vecinos de La Gloria indican que personal del ayuntamiento les dijo que no había recursos para terminar la obra, esto cuando se dirigieron en repetidas ocasiones a la dirección de Desarrollo Rural. Debido al proceso electoral, supuestamente los apoyos disminuyeron y les fue dicho que tendrían que esperar a que el siguiente gobierno municipal entrara en funciones para seguir con la construcción del puente.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here