Archivo.
Ocotlán, Jalisco. 

El ocotlense Javier de La Cruz, ganó el premio estatal Adulto Mayor distinguido Jalisco 2017, de la zona Ciénega, además de recibir un estímulo económico de $20 mil pesos. Él fue encargado de escribir y dirigir el discurso expresado durante el día del evento en el Teatro Degollado de Guadalajara.

Para ser ganador del premio se valoraba lo que las personas adultas mayores han realizado a lo largo de su vida. Actualmente, escribe un libro sobre la música de Ocotlán, el cual tenía planeado publicarlo a finales del 2017, sin embargo, por cuestiones de nuevos descubrimientos la fecha se aplazó para el mes de marzo del próximo año,  durante el día del encuentro de las dos culturas en Ocotlán.

Por otra parte mencionó que a lo largo de los años ha impulsado la cultura en Ocotlán pero admite la existencia de altibajos:

Yo considero que se ha hecho una gran actividad muy fuerte a partir de hace unos 10 o 12 años para acá, la actividad cultural subió mucho, tiene sus subidas y sus bajadas porque esto va de acuerdo a cada administración”

En el caso de Javier de La Cruz, fue reconocido por su arduo trabajo durante 36 años en La Casa de la Cultura, su involucramiento le dio la oportunidad de manejar todas las actividades artísticas y culturales, en el que se presentaron cuestiones muy importantes como: el programa dominical en el que se impulsaba la cultura durante todos los domingos. Además impulsar la tradición del día de muertos  a través de la realización de altares en la Casa de la Cultura y escuelas de educación básica y superior.

Además, tiene 24 años realizando el concurso de la canción inédita que es avalado por la Sociedad de Autores y Compositores de México cuyo presidente nacional de es Armando Manzanero, en el cual  participan personas de diferentes partes de México.

Durante la actual administración se ha visto un impulso considerable en la cultura, puesto que se ha visto como una inversión y no como un gasto, un ejemplo de ello es que ya se cuenta con un piano propio, así lo dijo Javier.

“Todo lo que se hace con amor un día da frutos, y en el transcurso de esos 36 años que yo estuve en casa de la cultura, logré llenarme de cosas muy bonitas, de cosas también muy triste que a veces las administraciones no les interesa, pero al mismo tiempo de grandes valores, de grandes talentos. Entonces siempre puse amor en cada una de las cosas”.

Sus inicios dentro de las artes y la cultura fue cuando participó y creó un grupo de teatro llamado “Peor es nada” formado por su familia, después comenzó a involucrarse en diferentes actividades dentro de La casa de la Cultura lo que fue absorbiéndolo y haciéndolo formar parte de otras actividades.

Por María Ramírez Blanco. 

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here