Foto: Juan Carlos Salcido.
Ocotlán, Jalisco. 

Para solicitar a los regidores a que tomen medidas drásticas respecto a la descarga de aguas negras al río Zula y sus afluentes, el anterior  titular de Medio Ambiente del municipio de Ocotlán, Héctor Manuel Lomelí Zúñiga, les hizo llegar a los ediles una petición con varios puntos de acuerdo que pide sean tomados en cuenta en la próxima sesión de cabildo.

En el documento, el ex servidor público advierte sobre varios puntos en la ciudad y rancherías del municipio donde se hacen descargas de agua sin tratar, lo cual contamina el ya mermado río Zula. Los puntos que menciona son: El colector ubicado a un costado del puente peatonal del núcleo de feria, El Paso de la Comunidad, Santa Clara, San Martín de Zula, Joaquín Amaro y El Sabino.

Por lo que, Lomelí Zúñiga sugiere que los siguientes puntos sean analizados en sesión de cabildo:

1.- Analizar, evaluar y/o aprobar para su ejecución, medidas correctivas inmediatas para que el municipio de Ocotlán deje de seguir contaminando con sus aguas negras, la microcuenca Cóndiro Canales alimentadora del río Zula, así como las aguas negras municipales que desembocan en el colector del núcleo de feria.

2.- Se priorice la inversión en la infraestructura necesaria para que sean tratadas las aguas negras municipales que son vertidas actualmente en esta microcuenca, así como de las localidades de El Sabino y Joaquín Amaro, Paso de la Comunidad, San Martín y Santa Clara de Zula.

3.- Se propone que se invierta en la infraestructura necesaria para que sean tratadas las aguas negras de las poblaciones de Rancho Viejo, La Tuna y La Labor Vieja, ya que las mismas son canalizadas hacia la microcuenca de “Cóndiro Canales” y están contaminando cuerpos de aguas pluviales, las cuales son utilizadas para la pesca, abrevaderos, riego agrícola y actividades recreativas, con los impactos ambientales y sanitarios que esto conlleva.

Junto a la petición, también anexó un informe que hizo cuando aún era  Lomelí Zúñiga era titular de la dependencia, donde detalla en qué lugares había descargas de agua no tratada en el río Zula y además recomendaba pedir apoyo a través del programa “Tratamiento de aguas residuales” de la  Comisión Nacional del Agua (CONAGUA) para obtener recursos federales y solucionar la problemática. Sin embargo no existió una respuesta.

En el documento, Lomelí Zúñiga también hizo mención a los regidores de que los trabajos de desazolve que está realizando la actual administración municipal, sirve de poco si continúan descargando agua contaminada al río, cuestión también afirmada en anterioridad para este medio informativo por el investigador del Centro Universitario de la Costa Sur (CUCSur), Luis Manuel Martínez Rivera, quien dijo lo mismo sobre los trabajos de desazolve que se estaban realizando. Incluso el presidente municipal Paulo Gabriel Hernández, aseguró en su momento que hasta el 90% del agua en el municipio era tratada, lo que se pone en entredicho con la información presentada por Lomelí Zúñiga.

Por Juan Carlos Salcido.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here