Paloma Macías, representante del ejido Agua de Obispo, en el municipio de Lagos de Moreno, señaló que la región alteña cuenta con un amparo y una suspensión definitiva para efecto de que por el ejido no pase el trasvase que llevaría agua del Río Verde a León, como estaba proyectado desde un principio a un costado de la carretera San Juan de los Lagos-Lagos de Moreno, por el proyecto de la Presa El Zapotillo. Añadió que lo anterior repercute en dos sentidos: el primero, debido a que los mantos acuíferos están sobreexplotados; el segundo, la región alteña es productora de suministros agropecuarios con el 20% a nivel nacional, y no cuenta con el agua suficiente para seguir efectuando dicha actividad, en caso de otra sobreexplotación de sus recursos naturales.

[pro_ad_display_adzone id=58758]

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here