Luego del sismo que se percibió este miércoles, el jefe de la unidad interna de protección civil del campus informó que no hubo afectaciones en personas ni inmuebles y destacó que no se generó temor. JULIO CESAR BARRRAGÁN SÁNCHEZ

El sismo de 4.8 grados con epicentro en Manzanillo que se registro este miércoles pudo sentirse también en las instalaciones del Centro Universitario de la Costa Sur por gran parte de quienes se encontraban en las instalaciones cerca de las 12 del medio por ello personal protección civil interna y de servicios generales se dieron a la tarea de verificar que no hubiera afectaciones en personas ni en las instalaciones así lo explicó el maestro Luis Eugenio Rivera Cervantes, jefe de la unidad interna del protección civil del CUCCSUR

“Aquí en el centro universitario todo está normal, no hubo afectaciones de hecho muchos miembros de esta comunidad universitaria ni siquiera lo sintieron, algunos levemente, obviamente quienes estaban en su oficina en un primer o segundo piso si lo sintieron un poco más. Afortunadamente no hay ningún daño aquí en el CUCSUR 1 ni CUCSUR 2”.

Rivera Cervantes mencionó que gracias a que el sismo duró muy pocos segundos esto propicio que no fuera tan perceptible y con ello que no se generara temor y es que aunque se realizan simulacros, aún falta mayor conocimiento de cómo actuar ante estos eventos.

“El hecho de que no todo mundo lo sintió, porque no fue tan fuerte digamos permitió que ahorita con esta exposición biológica que teníamos aquí la gente seguía observando los animales y las plantas si hubiera sido de mayor intensidad entonces si nos hubieran metido en un problema”.

El CU Costa Sur regularmente se une al macro simulacro de sismo que realiza la unidad municipal de protección civil que se realizan en los meses de abril y septiembre debido a que las instalaciones alberga más de mil personas por cada turno lo que contribuye a genera conocimiento en temas de prevención.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here