Renault
Fotografía: Eric Piermont - AFP
París, Francia.

Una auditoría realizada en una filial de Renault y Nissan en Holanda, lanzada tras la detención de Carlos Ghosn en Japón, levantó “serias dudas” sobre varios millones de euros de gastos, anunció Renault el miércoles en un comunicado.

La auditoría de esta filial conjunta RNBV “revela graves deficiencias en la transparencia financiera y en los procedimientos de control de gastos”, afirmó el fabricante de automóviles.

El expresidente de Renault-Nissan, Carlos Ghosn, se encuentra en arresto domiciliario en Japón tras permanecer más de 100 días encarcelado en Tokio, inclupado por un delito fiscal y otro de abuso de confianza.

El ejecutivo franco-brasileño-libanés se declara inocente de todos los cargos y anunció que dará una conferencia de prensa el 11 de abril.

Renault
Diseño: AFP