Ni los funcionarios de casilla ni los policías municipales brindaron apoyo a la señora Melisa de 80 años de edad, quien acudió con su hija, en sillas de ruedas a la casilla básica en la cabecera municipal de Tonalá.
Nadie ayudó a la señora Melisa subir 18 escalones para poder votar. Finalmente, pudo votar pero sin secrecía.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here