norma sobre prevención y tratamiento cáncer de mama
Fotografía: EFE
Ciudad de México, México.

Especialistas médicos y asociaciones civiles pidieron este martes al Gobierno de México que publique la nueva norma oficial sobre la prevención, diagnóstico y tratamiento del cáncer de mama que está detenida desde hace más de un año.

El doctor Enrique Bargalló Rocha, jefe del departamento de tumores mamarios del Instituto Nacional de Cancerología, explicó a Efe que si bien ya existe una Norma oficial, la nueva, NOM-041-SSA2-2011 hace referencia de manera más puntual a un tratamiento integral en el cáncer de mama.

En la redacción de esta nueva norma trabajaron más de 200 personas de todos los sectores involucrados para la prevención, tratamiento, control, vigilancia epidemiológica y reconstrucción de seno.

El especialista indicó que una de las modificaciones que se hicieron es la reconstrucción de seno después de una mastectomía como parte fundamental e integral del tratamiento que se debe ofrecer a las mujeres que padecen esta enfermedad.

Bargalló Rocha enfatizó que es importante eliminar la idea, tanto en pacientes, médicos, gobiernos y familiares, de que la reconstrucción de mamas es algo banal y estético, pues forma parte de un tratamiento integral.

Rina Gitler, fundadora de la Fundación Alma que ayuda a las mujeres con cáncer de mama a la reconstrucción de los senos, señaló que además de las cirugías de reconstrucción, se incluyeron en la nueva norma las pruebas de tamizaje genético.

Confirmó que el documento se presentó antes del cambio de gobierno federal, en diciembre pasado, y los especialistas, así como asociaciones en pro de la mujer, esperan que se publique.

Lamentó que todavía se siga a la espera de su publicación mientras miles de mujeres siguen muriendo a causa del cáncer de mama.

Entre el 7 y 10% de los casos de cáncer de mama son genéticos y a la vez prevenibles a través de una prueba de sangre, por ello se incluyó el tamizaje genético en esta nueva norma, explicó Gitler.

Una vez que publique la Norma se podrán realizar los tamizajes a las mujeres que tienen un alto riesgo de desarrollarlo, es decir, aquellas que tienen antecedentes familiares de este tipo de cáncer en la familia.

Sin embargo, resaltó, las pruebas solo se aplicarán en pacientes de alto riesgo pues existe una “psicosis” sobre el cáncer de mama y muchas viven con miedo debido a la alta tasa de incidencia de la enfermedad en el país.

“Pero (la prueba) es para casos muy específicos y se pueden salvar muchas vidas”, destacó.

La norma que está vigente se publicó el 9 de junio de 2011 por lo que los especialistas exhortaron a que se publique la nueva ya con las revisiones que se hicieron.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS) cada año se detectan cerca de 1,38 millones de nuevos casos de cáncer de mama en el mundo.

Mientras que en el Instituto de Cancerología se diagnostican 7 mil nuevos casos con esta enfermedad que representa la segunda causa de muerte en mujeres mexicanas.