Ocotlán, Jalisco.

Este domingo 25 de febrero la delegación de Cruz Roja Ocotlán dio el banderazo de inicio para la colecta 2018, que abarcará dos meses a partir de ahora cuyo lema será “Necesitamos manos para seguir ayudando” y en la que se buscará recaudar 200 mil pesos sólo en el boteo, que se hará en puntos estratégicos de la ciudad; como la propia delegación de Cruz Roja, la calle 20 de noviembre rumbo a Jamay y frente al Centro Universitario de la Ciénega (CUCiénega).

El presidente del Consejo Directivo de Cruz Roja Ocotlán, Ernesto Temores Plascencia, habló sobre la importancia de la colecta, de acuerdo con cálculos propios si cada ocotlense diera doce pesos podrían solventar parte de los gastos:

“Haciendo algunas estadísticas, proponemos que un peso al mes por ciudadano nos ayudaría en gran parte con el gasto corriente que tiene la delegación para seguir funcionando; es decir, doce pesos por ciudadano al año, a Cruz Roja nos ayudaría mucho para seguir mejorando los servicios de atención prehospitalaria que brindamos”.

El año anterior recolectaron 80 mil pesos con el boteo, por lo que esperan mejorar significativamente esta cifra para esta ocasión. Para poder identificar a los voluntarios, Temores Plascencia mencionó que usarán un peto el cual es fácil de distinguir.

Por otra parte, el presidente de la Cruz Roja también habló sobre los retos que tiene la delegación para este año y en lo que utilizarán principalmente el recurso obtenido durante la campaña:

“El reto que tenemos es la infraestructura de las instalaciones y el equipo de área médica, es decir, nos enfocamos en las ambulancias, ya están funcionando; ahora nos enfocamos en lo que es el área médica, donde hay cuarto de choque y de emergencias a los cuales les hace falta equipos, camillas, están sin ruedas, el uso las va deteriorando, las tomas de oxígeno están deterioradas, en cuestiones de infraestructura también hay detalles, entonces nuestro objetivo será ahora invertir en estas dos cuestiones”.

Por último, Temores Plascencia mencionó que el gasto de cada salida es de aproximadamente 200 pesos, sin contar la atención que se brinde y por quincena gastan entre 80 y 90 mil pesos.

Por Juan Carlos Salcido Hernández.