Miembros de la comunidad indígena mixe y diversas organizaciones de defensa de los derechos humanos de México pidieron este miércoles sanciones al gigante estadounidense de bebidas Coca-Cola por considerar que su anuncio navideño grabado en una comunidad de la empobrecida Oaxaca (sur) es discriminatorio y racista.

El anuncio de Coca-Cola arranca destacando la discriminación que sufren algunas comunidades indígenas mexicanas, y muestra a un grupo de jóvenes de tez blanca y aparentemente acomodados yendo a un pueblo de la sierra de Oaxaca, Totontepec, donde construyen un árbol de navidad y comparten con ellos una hielera llena de refrescos bajo el lema “Permanezcamos unidos”.

El anuncio, que fue retirado en la noche del martes de las redes sociales de Coca-Cola sin que la empresa haya hecho ningún comentario al respecto, había generado un fuerte rechazo en esos medios, donde algunos usuarios consideraron que se trataba con condescendencia a la comunidad indígena y tenía un trasfondo incluso colonialista.

“Yo considero que este tipo de publicidad fomenta un acto de discriminación y racismo y además fomenta la ruptura del tejido social pretendiendo imponer una cultura de consumo y ajena a las comunidades”, dijo en una rueda de prensa Elvira Pablo, indígena mixe y miembro de la ONG Asesoría Integral y Litigios Estratégicos a Pueblos Originarios (Aser Litigio).

La fábrica de refrescos transmitió su postura a la AFP a través de un correo electrónico en el que lamentó “profundamente que el mensaje haya sido malinterpretado”, pues “nunca se buscó ofender o subestimar a este o algún grupo indígena”.

“En sus casi 90 años de presencia en el país, Coca-Cola México ha trabajado en compartir mensajes de unión y amistad”, subrayó la empresa.

Junto a organizaciones como El Poder del Consumidor o la ONG de derechos humanos Centro Fray Francisco de Vitoria, Aser Litigio solicitó al Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (CONAPRED) de México que proceda de oficio contra la empresa para que no se refuercen “estereotipos que establecen a los indígenas como subordinados culturalmente y racialmente”.

La idea es que se cree un “precedente” que no permita que la publicidad en México discrimine a los indígenas, tal y como lo establece la Constitución mexicana o la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, dijo Carlos Ventura, de la ONG Fray Francisco de Vitoria.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here