Múnich, Alemania.

El pasado año hubo 23 millones de víctimas de criminalidad cibernética en Alemania y 16,20 millones en España, de acuerdo con el estudio “Norton Cyber Security Insights Report” publicado hoy.

El estudio también reporta 62,21 millones de víctimas en Brasil, así como 33,15 millones en México.

En total, 978 millones de personas en 20 países se vieron afectadas por este tipo de delitos en 2017, lo que supone un 44 por ciento de todos los consumidores que utilizan regularmente Internet en esos países, indicó la empresa estadounidense de seguridad en nuevas tecnologías Norton by Symantec, encargada del informe.

Además, esto supuso un daño total por valor de 172 millones millones de dólares, una media de 142 dólares (115 euros) por víctima.

El mayor perjuicio económico se derivó de la infección con un virus de los dispositivos o de una amenaza de seguridad (53%), fraude con tarjetas de crédito (38%), robo de contraseñas (34%), hackeo de mail o de la cuenta de una red social (34 por ciento) y e-mails fraudulentos (32%), detallaron en el estudio.

Por su parte, los ataques con software para extorsionar (conocido como ransomware) alcanzaron el 22%, explicaron. Este tipo de programas encriptan los datos de los ordenadores y restringen el acceso a determinados archivos a cambio de un rescate para liberarlos.

De acuerdo con Norton, una de cada diez víctimas paga el dinero del rescate. Norton aconseja hacer copias de seguridad en vez de pagar. “Ceder a las exigencias de los hackers ayuda únicamente a los atacantes”, comentó el gerente Nick Shaw. No hay garantía alguna de volver a recibir los datos, agregó.

En su estudio anual la empresa analizó las actividades criminales en el año 2017 en 20 países en todo el mundo. “Muchas personas se comportan en Internet de manera peligrosamente despreocupada”, declaró Shaw.