Lo más rescatable de la visita de Benedicto XVI a México fue su contacto directo con la gente; sin embargo, fue un Papa “light” que no entró a la discusión de temas trascendentes, sino superficialmente, dice Bernardo Barranco, sociólogo y especialista en temas religiosos, en entrevista para Medios UDG Noticias con Karla Planter.

[pro_ad_display_adzone id=58758]

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here