Eduardo Sánchez, vocero del PRI, refuta las acusaciones de José Ponce de Aquino, empresario mexicano-estadounidense que ofreció supuestamente difundir la campaña de Enrique Peña Nieto en territorio norteamericano, y las califica como “vulgar chantaje”. Sánchez afirma que el equipo de EPN no accedió a la propuesta de los empresarios por ser ilegal y dice que el candidato priísta se encontraba perfectamente enterado de la situación, contrario a lo que Peña Nieto declaró ayer, negando conocer algún detalle.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here