El profesor e investigador en Derecho del CUCSH nos informa que, al respecto de los aumentos a las gasolinas y sus efectos en nuestra economía, como consumidores, no tenemos manera de defendernos, ni instancias en donde quejarnos. Lo mismo pasa con las altas tarifas de la energía eléctrica, del gas doméstico y del agua. La única opción es la protesta ciudadana, a riesgo de ser reprimida. O la resistencia civil pacífica para no permitir que un gobierno siga actuando en contra de los intereses del pueblo.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here