Cuando la sociedad ha llegado a un punto en el que las tragedias se vuelven parte de la realidad cotidiana, que dejan de asombrar los delitos, crímenes, violaciones a los derechos fundamentales, y las culpas se reparten sin demora entre los grupos sociales más vulnerables como la población de migrantes, es que algo ha sucedido, sobre lo que hay que reflexionar. Sobre ello, la colaboración de Roberto Castelán en Medios UDG Noticias.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here