muertes maternas
Fotografía: AFP
Guadalajara, Jalisco.

Debido al COVID-19 podría haber 21 mil 575 embarazos más respecto a los esperados sin la epidemia en población adolescente entre 2020 y 2021, de acuerdo con un cálculo “conservador” del gobierno de México, informó Gabriela Rodríguez Ramírez, secretaria general del Consejo Nacional de Población.

“Trazamos acciones específicas para niñas de 10 a 14 años en quienes se sabe que el embarazo en muchas ocasiones es resultado de violencia sexual, y dadas las medidas de confinamiento social hoy están más expuestas al riesgo en el espacio doméstico infringida por familiares y personas cercanas”

El CONAPO es el organismo que coordina la Estrategia Nacional para Prevenir el Embarazo de Adolescentes.

La funcionaria señaló que el organismo ha redoblado esfuerzos para que la población adolescente en el país tenga la información y los servicios necesarios para prevenir embarazos, debido a los efectos negativos que acarrea un embarazo no planeado en la juventud.

Desde el inicio de la pandemia los servicios de salud sexual y reproductiva se mantuvieron abiertos en todo el país porque fueron identificados como servicios esenciales.

En los centros de salud la población tiene acceso a los anticonceptivos, atención integral al aborto seguro y la interrupción legal del embarazo, así como a la atención de niñas y mujeres que viven situación de violencia incluyendo la sexual.

Sin embargo, las mujeres han dejado de acudir a los centros hospitalarios para evitar el contagio de COVID-19.

Redacción: Elizabeth Ortiz