La población de campesinos indígenas de San Pedro Itzicán, que viven en las faldas del cerro que rodea el Lago de Chapala están muriendo por enfermedades renales, debido a la alta contaminación de azufre y arsénico que flota en el lago de Chapala.
Los pobladores han solicitado ayuda a la Comisión de Derechos Humanos, así como a un juez para que obligue a las autoridades municipales a revisar y a poner fin a los estragos de la contaminación del lago.

Café chejov cuadro

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here