Para fines de este mes de mayo podrían aprobarse, en el Congreso local, las reformas para endurecer las sanciones a los conductores que abandonen el lugar del accidente y para quienes se nieguen a someterse a la prueba del alcoholímetro. También habrá sanciones más fuertes para los peritos que, por negligencia, no lleven a cabo las pruebas obligatorias, informó el diputado del PRI, Jesús Casillas Romero, quien además dijo que estos cambios son importantes para mejorar la aplicación de la llamada Ley Antiborrachos.

Banner opinion

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here