Reclusorio femenil Puente Grande
Fotografía referencial: EFE - Etienne Laurent
Guadalajara, Jalisco. 

Se quedó corta la Ley de Amnistía que aprobó el Senado de la República. A diferencia de la iniciativa original que era muy bondadosa, solamente terminará por beneficiar a pocas personas que saldrían de la cárcel.

Esto lo explicaron los expertos que participaron en un panel de análisis organizado por el Colegio de Abogados de la Barra México Americana de Abogados Capítulo México y el Consejo de la Judicatura de Jalisco.

Luis Rabinal González Rodríguez ofreció cifras. Dijo que de los 200 mil 936 reclusos en centros penitenciarios, el 14.5 % son por delitos federales, es decir, 29 mil 198, pero solamente 14 mil 065 están en la cárcel por delitos susceptibles de amnistía. De estos, 12 mil 934 fueron condenados por delitos contra la salud.

Aclaró que la diferencia entre indulto y amnistía, es que el primero solo beneficia en lo individual a un preso que es liberado y el segundo aplica a todos los que fueron encarcelados por ese delito, aunque también debe mediar solicitud previa revisión de un juez.

En ese proceso intervendrán la Fiscalía General de la República, un juez y el interesado. Habrá cuatro meses para otorgar la respuesta.

La Juez Josselyne del Carmen Béjar Rivera consideró que en un inicio hubo un sector que creyó que la Ley de Amnistía significaba impunidad, pero en realidad la idea era una norma bondadosa que beneficiará a gente que por pobreza o vulnerabilidad había sido sentenciada.

El magistrado Daniel Espinoza Licón, explicó que de esos más de 14 mil personas susceptibles de ser beneficiadas por la Ley de Amnistía, se tiene que realizar un proceso de depuración y al final, serían pocos los beneficiados, alrededor de 2 mil reclusos.

El Moderador del panel de análisis fue el maestro Ricardo Antonio Sánchez Rejón.

Julio Ríos

Julio Ríos

Reportero en Canal 44
Periodista de la Fuente Política, con experiencia en prensa escrita, radio, televisión y medios digitales, locales y nacionales. Cubre Congreso del Estado y partidos políticos. Es autor de tres libros. Sus áreas de especialización son la Transparencia y Rendición de Cuentas, Periodismo de Investigación, Periodismo Narrativo, Periodismo Digital, y por supuesto, Periodismo Político.
Julio Ríos