Por Jonatan Gallardo

Dormidos sobre el pasto es una pieza teatral en la que alumnos del Instituto Tecnológico Mario Molina abordan el tema de la mariguana en diversas aristas, desde su consumo y uso medicinal hasta cómo se relaciona con la trata de personas.

El montaje corrió a cargo de Adriana y Flor Aldana, esta última es maestra del taller de teatro en el Tecnológico y durante la presentación habló sobre la finalidad de llevar a escena un tema considerado polémico:

«Bueno, pues esto fue Dormidos sobre el pasto del grupo Creartec de Lagos de Moreno. Les agradecemos mucho el hecho de su paciencia. Esperamos que les haya gustado, es un mensaje que realmente ellos quieren brindar para la sociedad, sobre todo y cada quien lo que quiera tomar ¿verdad?».

La obra se divide en historias protagonizadas por personajes que tienen contacto con el cannabis. La violencia psicológica impera ante la física y el discurso de los actores se intercala con la voz de un narrador y una narradora, quienes dan cifras respecto al consumo de la mariguana.

«En México se tienen registrados 5.7 millones de consumidores de mariguana conforme a la encuesta nacional de adicciones 2011. Los  consumidores de mariguana manifiestan una conectividad neuronal atrofiada en ciertas regiones específicas del cerebro, involucradas en las funciones ejecutivas como memorizar, aprender y el autocontrol.  Los estudios científicos sobre su impacto en la salud revelan que provoca cáncer testicular, infertilidad, depresión, ideas suicidas y psicosis».

Aunque en un primer momento la obra se pudo tornar moralista por la exposición negativa constante del consumo de cannabis, se equilibró al abordar los beneficios de la planta en el uso medicinal. Expusieron el caso de una menor que sufría convulsiones y cuyo tratamiento era ilegal en México precisamente por el uso de mariguana. Sin embargo, tras una batalla legal los padres pudieron dar el medicamento a su hija.

Los estudiantes, caracterizados según la historia, abordaron otros temas que se relacionan directa o indirectamente con el consumo de mariguana. Tal es el caso de la trata de mujeres.

«Tenancingo podría ser un pueblo mexicano cualquiera, con su iglesia en el centro, sus calles de casas bajas y los caminos de tierra, pero no lo es. Es impresionante un Ferrari rojo, las puertas de un motel, las viviendas con torres de clores y cristales pintados; la camioneta Lincoln aparcada en la calle no sería parte del paisaje en un pueblo mexicano cualquiera pero sí en Tenancingo, la capital de la trata de personas. Organizaciones advierten que en esta localidad de apenas diez mil habitantes, ubicada en el estado de Tlaxcala, cerca del diez por ciento de la población se dedica al reclutamiento, explotación sexual y la venta de mujeres».

Una de las finalidades del teatro contemporáneo es romper la cuarta pared e invitar al espectador a que forme parte de la trama, y con ello tome sus propias decisiones pues no debe imponérsele nada. Aunque esto no se reflejó en escena, sí lo hizo la maestra del taller al indicar que cada quien tomara lo que mejor le parezca.