La noche del viernes cerca de un centenar  de trabajadores del volante se manifestaron  a las afueras del Ayuntamiento de Zapopan, ya que argumentan  ser víctimas de una competencia desleal de vehículos particulares que han tomado la función de taxis ejecutivos, así lo mencionó Jorge Araujo, representante del movimiento La Voz.

El representante de los taxistas inconformes exhortó al Ayuntamiento de la ex villa maicera, para que expida oficios a las cadenas hoteleras, restaurantes y bares, para que no se proporcione este tipo de servicios y se contrate a los vehículos de alquiler oficiales.

Luego de entregar su pliego petitorio  y cuando se disponían a retirarse, uno de los taxistas piratas conocidos como Uber, pasó por el sitio y fue retenido por los inconformes.

A bordo del vehículo, Nissan Sentra, en color gris,  viajaba una mujer en los asientos traseros, a decir de los inconformes, donde la mujer reconoció haber contratado el servicio de traslado.

Policías de Movilidad que coordinaban la manifestación pidieron la llegada de personal del área jurídica de la Secretaría de Movilidad, para que investigaran el caso si realmente se encontraba realizando el traslado de personas sin los permisos correspondientes, de ser así sería sujeto a una sanción.

Por su parte, los taxistas inconformes  mencionaron  que seguirán con las manifestaciones hasta que los taxis ejecutivos o piratas sean retirados, argumentaron que sus ingresos han sido mermados de manera considerable tras esta competencia de taxis ejecutivos.

Café chejov cuadro

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here