La Confederación de Cámaras Industriales (Concamin) realiza un estudio para conocer cuál ha sido el impacto del Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) en productos de alta densidad calórica y si realmente ha logrado su objetivo de bajar los índices de obesidad en la población del país.

El presidente de la Concamin, Manuel Herrera Vega expuso que el único efecto que han visto hasta el momento es recaudatorio, sin tener claridad de cuál ha sido el destino de este recurso. El empresario aclaró que propondrán que desaparezca o al menos que se determine que lo recaudado del IEPS se destine a la creación de más espacios públicos para la activación física.

Manuel Herrera Vega presidió la toma de protesta del nuevo presidente de la Cámara de la Industria Alimenticia de Jalisco (CIAJ), Ignacio Pérez Morett, quien afirmó que a raíz de la creación de este gravamen, el sector tuvo un pobre crecimiento de 3.21 por ciento.

Pérez Morett señaló que esta industria no es indiferente al problema de la obesidad y que propone otras soluciones, que no se limitan a la recaudación de impuestos.

Según el presidente saliente de esta cámara, Felipe Gómez, hasta antes de gravarse con el ocho por ciento la comida chatarra, el crecimiento promedio de la industria de alimentos en el estado fue del cinco por ciento.

Equipo Editorial
Equipo Editorial

Últimas noticas de Equipo Editorial (ver todos)

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here