Más de ochenta toneladas de basura de la cual una gran cantidad pudo ser reciclada, otra vendida para allegar recursos que les ayudan en el desarrollo de sus actividades, han recogido miembros de la brigada J. Trinidad López Rivas, que nació y creció bajo el apoyo de la Unidad Estatal de Protección Civil y en un año se ha convertido en una razón de vivir para muchos niños y jóvenes de San Pedro Itzicán y otras comunidades de Poncitlán. 

La preparación en materia de prevención de siniestros resulta importante y motivadora para los jóvenes y niños, nos explica Nicolás Mendoza. En la última jornada de limpieza emprendida por los caminos y calles de cuatro comunidades, se recogieron 80 toneladas de basura.

Equipo Editorial
Equipo Editorial

Últimas noticas de Equipo Editorial (ver todos)

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here