La policía federal advierte de una nueva versión de extorsión, que le llaman “virtual”. Esta consiste en engañar a las víctimas para que salgan de sus casas, compren un celular, y los maleantes les depositan dinero y les rentan un cuarto en un hotel. 

Al estar desconectados de sus teléfonos convencionales, la banda de extorsionadores contacta a la familia real de la víctima para engañarlos y decirles que están secuestrados. Ahí es el momento en que se presenta la extorsión, que puede variar en montos de acuerdo al poder adquisitivo que tenga la familia. 

Lo anterior fue revelado en un taller de prevención del secuestro y las extorsiones que dieron dos policías que, por motivos de seguridad, no revelaron sus nombres. La reunión se llevó a cabo en el piso ocho del edificio Mind, en el auditorio del Consejo Agropecuario de Jalisco (CAJ). 

Para no alimentar las causales de ser víctima de un secuestro, los policías recomendaron ser discretos y no portar aparatos o herramientas que puedan llegar a ser ostentosas. Saber diferenciar entre una desaparición, una privación ilegal de la libertad (levantón) y un secuestro, que suele darse por tiempo más prolongado y con el objetivo de pedir dinero a cambio de la libertad.

En el caso de los secuestros, el afectado debe mantener la calma, su familia o amigos deben entablar comunicación con la autoridad para describir lo sucedido. Además, se debe tener lista una estrategia de negociación, no tomar decisiones súbitas “y no pagar ningún rescate sin una prueba de vida previa”. 

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here