Guadalajara, Jalisco.

Una mujer de 58 años de edad se encuentra desesperada por las negativas de pago por parte de Pensiones del Estado, y el hecho de que no le hayan entregado su finiquito que, afirmó le han escabullido desde hace años, la convirtieron en indigente, sin casa, durmiendo en la calle y sin medios para sostenerse, explicó Bertha Rodríguez Cárdenas.

Trabajó primeramente en las penales de Jalisco y luego en grupos de policía privada.

La quejosa aseguró que permanecerá dos meses encadenada a una maceta afuera del Palacio Municipal, hasta que el gobernador Aristóteles Sandoval responda.

Equipo Editorial
Equipo Editorial

Últimas noticas de Equipo Editorial (ver todos)

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here