Guadalajara, Jalisco

Un estudio coordinado por el doctor Juan Armendáriz Borunda, investigador del Instituto de Biología Molecular en Medicina y Terapia Genética de la Universidad de Guadalajara (UdeG) reveló que los habitantes de El Salto, Juanacatlán, Ocotlán, La Barca y Paso de Guadalupe, al estar expuestos a la exposición crónica de metales pesados que lleva el Río Santiago, tienen mayor riesgo de sufrir daño renal y diversos casos de cáncer.

Armendáriz Borunda dijo que por ejemplo el aluminio existe 100 veces más a los niveles permitidos por las normas ambientales, especialmente en Juanacatlán, El Salto y Ocotlán, pero sobre todo en quienes viven en el poblado Paso de Guadalupe, una ranchería situado en la margen del río, a pie de carretera en la vía Guadalajara-Zacatecas.

El estudio hecho por el académico, integrante del Sistema Nacional de Investigadores (SNI), nivel III, acredita daño en las células de 120 habitantes de las poblaciones señaladas.

Los resultados del estudio “Evaluación del Daño Genotóxico y Citotóxico en Población de los Márgenes del Rio Santiago con Exposición Crónica a Metales Pesados” fueron dados a conocer en la sede del Partido de la Revolución Democrática (PRD) estatal, donde el dirigente Raúl Vargas López, hizo un llamado a las autoridades municipales, estatales y federales para que atiendan el creciente problema de casos de enfermos del riñón y pacientes de cáncer de quienes están expuestos a metales pesados por vivir junto al río.

Por su parte, Raúl Muñoz, presidente del Comité Ciudadano de Defensa Ambiental, refirió que de 2007 a la fecha hay acreditados 684 casos de personas con daño renal y 243 con cáncer, en El Salto y Juanacatlán. Tan solo en 2016 han fallecido 67 personas por padecimientos vinculados a la contaminación ambiental.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here