Elementos de la Fiscalía General del Estado (FGE), desalojaron de las instalaciones de la dependencia a periodistas que acompañaban al diputado local Augusto Valencia, quien acudió a ratificar una denuncia penal contra funcionarios del gobierno del estado y de la misma FGE, por el uso de recursos humanos y materiales para la toma de protesta del nuevo presidente del Partido Revolucionario Institucional (PRI), José Socorro Velázquez.

Cuando se realizaba la audiencia, y los reporteros tomaban imágenes, tres elementos armados llegaron a pedir que los comunicadores abandonaran la sala.

Augusto Valencia dijo lamentar la intimidación al ejercicio de la prensa y aseguró que este tipo de audiencias son públicas, según el Artículo Quinto del Código Nacional de Procedimientos Penales, y una vez más, pidió la renuncia del fiscal general Eduardo Almaguer.

Eduardo Almaguer por su parte  respondió a través de Twitter, al indicar que estas audiencias forman parte de la averiguación previa y por lo tanto, no deben ser públicas.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here