Durante la mañana de este lunes y a una semana de que se registró la emboscada en San Sebastián del Oeste donde 15 elementos de la Fuerza Única Jalisco (FUJ) perdieron la vida en un enfrentamiento contra civiles armados, el gobernador del estado, Jorge Aristóteles Sandoval sostuvo una reunión con personal de tropa y mandos de la FUJ donde tocaron diversos temas.

El encuentro fue privado y no se dio a conocer las inquietudes que mostraron los gendarmes, quienes a decir de algunos que estuvieron en la reunión, informaron haber pedido mayor acercamiento con los uniformados, además de apoyo psicológico debido a las jornadas laborales y al estrés al que los elementos de seguridad están sometidos.

En la reunión participaron alrededor de 500 elementos de la Fuerza Única Jalisco, el gobernador del estado y el fiscal general, Luis Carlos Nájera, donde según policías de la FUJ, el mandatario estatal manifestó su respaldo y compromiso total para trabajar en el fortalecimiento de la corporación.

Por su parte, la Procuraduría General de la Republica (PGR) en Jalisco informó que 11 sujetos, entre ellos una mujer fueron enviados al penal de Puente Grande por participar en el ataque contra el comisionado de seguridad pública del estado, Alejandro Solorio Aréchiga, quien resultó ileso del atentado la noche del 30 de marzo.

A diferencia de otras ocasiones, la PGR envió un video del traslado de los once sujetos que están siendo procesados por los cargos de delincuencia organizada en su modalidad del delito contra la salud en su hipótesis de fomento para posibilitar la ejecución de los delitos contra la salud.

A los detenidos también se les persigue por los delitos de violación a la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos, en su modalidad de Posesión y Portación de armas de fuego de uso exclusivo del Ejército.

Urban beat

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here