La diputada del Partido Revolucionario Institucional, Rocío Corona Nakamura, buscará subsanar la laguna legal que permitió que fueran exhumados los restos del arquitecto, Luis Barragán, de  la Rotonda de los Jaliscienses Ilustres, para convertirlos en un diamante.

La legisladora presentó una iniciativa de reforma al artículo 13 de la Ley para Declarar y Honrar la memoria de los beneméritos de Jalisco, a fin de que los restos de los ilustres sean declarados patrimonio cultural e histórico del estado.

Según publicó The New Yorker, Jill Magid, logró la autorización de Hugo Barragán, familiar del arquitecto, para transformar sus cenizas en un diamante a fin de darlo a cambio de que se hagan públicos los archivos profesionales del jalisciense,  que están en posesión  de una pareja suiza.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here