Guadalajara, Jalisco

La Federación General de Trabajadores del Estado y Municipios (FGTEM) exigió al gobernador Aristóteles Sandoval Díaz, que reintegre 600 millones de pesos que sacó del Instituto de Pensiones del Estado de Jalisco (Ipejal) para invertirlos en la empresa española Abengoa, la cual está en quiebra, por lo cual ese dinero ya no se va a recuperar.

Cuauhtémoc Peña Cortés, líder de la Federación General de Trabajadores, dijo también que deben reponerse los 350 millones de pesos que se sacaron en la gestión del ex gobernador Emilio González Márquez, para edificar la Villa Panamericana.

El tema lo abordó el dirigente gremial en el contexto del Día del Servidor Público, donde señaló que el fondo de pensiones en el que cotizan 120 mil trabajadores para su retiro, “está en riesgo”.

Al hacer un diagnóstico de la situación laboral de los burócratas, la FGTEM señaló que en forma sistemática se ha diluido la estabilidad laboral, se ha dejado de lado el servicio civil de carrera, se reducen los puestos de base y se multiplican los contratos precarios sin prestaciones, explicó Martha Elia Naranjo, secretaria general del Sindicato de Trabajadores del DIF Guadalajara.

La Federación de sindicatos pidió que los funcionarios estatales y municipales que estén pensionados con una pensión mensual de más de 100 mil pesos, como el caso de Trinidad López Rivas, titular de la Unidad Estatal de Protección Civil, se les cancele la pensión, pues tienen jugosos salarios y eso es una prebenda que lastima a los servidores públicos de base.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here