Foto: AFP

París, Francia

Tres policías fueron detenidos este sábado por haber transmitido indebidamente imágenes de videoseguridad a Alexandre Benalla, un colaborador de la presidencia francesa detenido por golpear a varios manifestantes, anunció la fiscalía de París.
Los tres hombres fueron acusados de utilización indebida de imágenes de un sistema de videovigilancia y violación de secreto profesional.

Por su parte el domicilio de Benalla, en Issy-les-Moulineaux, en las afueras de París, fue registrado este sábado. El colaborador de Macron está detenido desde el viernes.
En un intento de apaciguar uno de los peores escándalos de su mandato, el presidente francés Emmanuel Macron le despidió el viernes.
El caso estalló con un vídeo publicado esta semana por el diario Le Monde en el que Benalla aparece golpeando violentamente a un manifestante que ya se encontraba en el suelo, rodeado por agentes antidisturbios, durante una manifestación el 1 de mayo en París.

Benalla, de 26 años, y Vincent Crase, un empleado del partido presidencial, fueron detenidos el viernes acusados entre otros de violencia y usurpación de funciones.
Un segundo video, publicado el viernes, muestra con más detalle a Benalla empujando a una chica por el cuello y luego a pegando a un joven durante la manifestación.

El colaborador de Macron, que dispone de un despacho en el Elíseo, fue el responsable de la seguridad del presidente durante la campaña presidencial, antes de ser nombrado colaborador en el Elíseo.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here