La tensión reinaba este sábado en las calles de Sudán del Sur, que celebraba el quinto aniversario de su independencia, tras los enfrentamientos entre los guardaespaldas del presidente y los escoltas del vicepresidente y exjefe rebelde, que dejaron 150 muertos el viernes.

“El número de víctimas es de más de 150 muertos”, dijo Roman Nyarji, portavoz del ex líder rebelde Riek Machar, actual vicepresidente del país.

Nyarji advirtió que el número de víctimas podría aumentar.

“Estamos esperando un balance de víctimas mayor porque dos unidades de la guardia presidencial fueron desplegadas ayer”, dijo.

Los enfrentamientos comenzaron en vísperas del quinto aniversario de la independencia del país, reavivando los temores sobre el fracaso del frágil proceso de paz tras una guerra civil de más de dos años que ha dejado decenas de miles de muertos.

El conflicto comenzó por una lucha de poder entre el jefe de gobierno, Salva Kiir, y su segundo, Riek Machar.

El tiroteo se detonó durante un encuentro de Kiir y de Machar en el palacio presidencial, debido a un altercado entre sus guardaespaldas.

La trifulca derivó en un tiroteo, cuya intensidad fue ascendiendo hasta convertirse en un combate con armas pesadas que se extendió hacia varias zona de Juba.

Este sábado, en las calles casi desiertas de Juba, reinaba la tensión, bajo fuertes medidas de seguridad.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here