El presidente de Francia, Emmanuel Macron, declaró el sábado la igualdad entre mujeres y hombres “gran causa” de su mandato y observó un minuto de silencio en homenaje a las 123 mujeres que murieron a manos de sus parejas o exparejas en 2016.

 

“Nuestra sociedad entera está enferma de sexismo”, declaró el jefe de Estado en un discurso en el Palacio del Elíseo ante 200 personas, representantes de asociaciones, instituciones y partidos políticos con motivo del Día Internacional de Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

 

Paralelamente, se habían convocado manifestaciones en toda Francia, país que se ha visto fuertemente.