La aerolínea estadounidense Delta anunció este jueves la reducción de sus vuelos a Gran Bretaña por las consecuencias generadas por el Brexit.

Delta dijo que reducirá en 6 por ciento sus vuelos entre Estados Unidos y Gran Bretaña en este invierno boreal y mencionó como factores de su decisión la caída de la libra esterlina y la incertidumbre económica generada por la decisión del reino Unido de romper con la Unión Europea (UE).

El recorte de esos servicios y otras medidas adicionales reducirán en casi un punto porcentual el total de su capacidad operativa en el cuarto trimestre de 2016.

Las aerolíneas se han mostrado como uno de los sectores más expuestos a la decisión de la ciudadanía británica.

La ruptura con la UE traerá consigo la interrupción de acuerdos de servicios aéreos dentro del continente y un aumento de los costos en los viajes entre Gran Bretaña y Estados Unidos.

Eso puede perjudicar tanto a Delta como a sus aerolíneas asociadas en Europa, tales como Air France y Alitalia, en sus viajes entre Gran Bretaña y el continente europeo.

Compañías británicas como EasyJet y British Airways pueden perder sus derechos de la política de cielos abiertos de la UE, que les garantiza a las aerolíneas de los estados miembro el acceso al mercado europeo.

Delta, en tanto, informó que en el segundo trimestre del año sus ganancias netas aumentaron 4,1 por ciento a 1.500 millones de dólares. Empero su volumen de negocios cayó 2,4 por ciento a 10.400 millones de dólares.

Musica maestra

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here