Los atentados reivindicados por el grupo yihadista Estado Islámico dejaron por lo menos 142 muertos el viernes en Yemen, según un alto funcionario del ministerio de Salud.

Al menos 351 personas más resultaron heridas en estos tres atentados suicidas contra dos mezquitas a las que asistían milicianos chiitas hutíes en la capital, informó el funcionario del ministerio de Salud, Nashwan al Atab a la AFP, y agregó que el aumento en el balance se debía a las informaciones recogidas en varios hospitales de Saná.

Un cuarto ataque suicida tuvo lugar delante de la mezquita de Sada, en el norte del país, región originaria de los hutíes. 

Se trata de los primeros ataques reivindicados por el EI en Yemen, donde el grupo yihadista mejor implantado es Al Qaida, que dirige ataques frecuentes contra los hutíes y las fuerzas de seguridad. 

En el comunicado, la “provincia de Saná” del EI asegura que estos ataques no son más que “la punta del iceberg” y que habrá otros contra los hutíes. 

El grupo yihadista mencionó la implicación de cinco kamikazes: cuatro de entre ellos se hicieron explotar en las dos mezquitas de Saná y el quinto en Sada.

Urban beat

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here