Sida Alemania
Fotografía: todelar
Berlín, Alemania.

El año pasado se infectaron en Alemania menos personas con el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH), según anunció el instituto Robert Koch de Berlín (RKI) en un informe presentado ayer. El número de nuevas infecciones alcanzó casi los 2 mil 700 casos, lo que supuso una merma de 200 en comparación con 2016.

En el conteo de las nuevas infecciones anuales se tiene en cuenta que el VIH se diagnostica muchas veces años después de haberlo contraído. El RKI estima que hay 11 mil 400 personas positivas en Alemania que todavía no han recibido un diagnóstico. En total, alrededor de 86 mil personas eran portadoras del virus del VIH a fines de 2017 en el país.

El virus del VIH se transmite generalmente mediante las relaciones sexuales. Si no se trata, la infección provoca un daño progresivo en el sistema inmunitario del cuerpo que lleva posteriormente a la muerte.

Sin embargo, mediante la toma de medicamentos se puede detener hoy el desarrollo del sida (síndrome de inmunodeficiencia adquirida).

Si la terapia tiene éxito, la carga viral en el cuerpo de las personas portadoras del VIH puede disminuir tanto que “ya no se observan contagios”, explicó el instituto alemán.