corrupción pobreza presidencial elección cierre Guatemala
Fotografía: Orlando ESTRADA / AFP
Ciudad de Guatemala, Guatemala

Guatemala cerró este domingo al caer la tarde la votación para elegir a un nuevo presidente, con incidentes en algunos departamentos del país, azotado por la pobreza, la violencia y la corrupción.

Las autoridades del Tribunal Supremo Electoral (TSE) dieron por finalizado a las 18:00  hrs locales  el proceso de votación, que se extendió por 11 horas, para iniciar el conteo de los sufragios.

Los resultados podrían conocerse el lunes, cuando se espera se haya procesado un alto porcentaje de los votos.

Más de 8,1 millones de guatemaltecos fueron llamados a votar para elegir al sucesor del impopular presidente Jimmy Morales, 340 alcaldes y 160 diputados locales para el periodo 2020-2024, así como 20 representantes al Parlamento Centroamericano.

“Soy optimista, hemos trabajado duro (…) seré la primera mujer presidente” del país, dijo tras emitir el sufragio en la capital la exprimera dama y favorita para ganar la elección presidencial, Sandra Torres, de la socialdemócrata Unidad Nacional de la Esperanza.

El segundo en las encuestas, el médico Alejandro Giammattei del partido derechista VAMOS, criticó el proceso electoral al calificarlo de “irregular” por la suspensión de varias candidaturas por parte de la justicia.

El presidente Morales llamó a la población a acudir masivamente a las urnas, luego de cumplir con su deber cívico en el centro de votación, al que acudió vistiendo una camiseta de la selección nacional de fútbol y con un inmovilizador en el antebrazo derecho por una fractura.

Un joven guatemalteco increpó al mandatario y le dijo que era el “peor presidente de la historia de Guatemala” y que así se lo recordaría. Morales le respondió: “Que Dios te bendiga, amigo”.

El presidente, que finaliza su mandato en enero próximo, recomendó a su sucesor trabajar en reducir la migración hacia Estados Unidos y la desnutrición crónica que afecta a uno de cada dos menores de cinco años.

– Incidentes –
El presidente del TSE, Julio Solórzano, señaló que durante los comicios que se habían registrado incidentes en al menos cuatro departamentos del país.

Entre ellos, en el poblado de San Jorge, en el departamento de Zacapa (este), la votación fue suspendida por la renuncia de la junta electoral debido a amenazas de muerte. Ante lo ocurrido, los comicios se repetirán.

Solórzano agregó que también en los poblados Las Cruces, departamente de Petén (norte), y Esquipulas Palo Gordo, departamento San Marcos (oeste), se registraron incidentes, y se espera un informe para determinar si las elecciones de este domingo quedan suspendidas.

En 2015, incidente registrados durante la elección habían obligado a suspenderla en ocho poblados por disturbios y quema de papeletas.

Este domingo, la policía desplegó más de 40.000 uniformados en el país, mientras que militares resguardaron “puntos críticos” y cárceles.

Algunos votantes manifestaron preocupados por los rumores que circulaban sobre un posible fraude y de la supuesta aparición de cientos de papeletas falsas.

Silvia Pineda, una votante de 52 años, instó a sus compatriotas “a no caer en la noticias falsas, porque los rumores solo crean caos”.

“Le pido a los jóvenes que emitan su derecho del voto, porque en 10 minutos que tardan en emitir el voto deciden el futuro del país”, dijo a la AFP.

Por primera vez en la historia, los guatemaltecos que residen en Estados Unidos pudieron sufragar, aunque solo participaron en la elección presidencial.

– Carrera con exclusiones –
En la carrera a la presidencia, marchaban detrás de Torres y Giammattei varios candidatos con entre 8% y 9% de la intención de voto, entre ellos el empresario Roberto Arzú y la izquierdista Thelma Cabrera, la única indígena que participa.

Si ninguno de los aspirantes alcanza más de 50% de los votos, habrá un balotaje el 11 de agosto.

La campaña electoral estuvo marcada por la exclusión de la exfiscal general Thelma Aldana, una de las favoritas y abanderada de la lucha contra la corrupción, por supuestas irregularidades cometidas cuando era jefa del Ministerio Público (2014-2018).

La justicia dejó asimismo fuera de contienda a Zury Ríos, hija del fallecido exdictador Efraín Ríos Montt, por una disposición constitucional que impide la postulación de familiares directos de personas que hayan participado en golpes de estado.

– Desafíos urgentes –
En la campaña abundaron las promesas para generar empleo y atajar la pobreza, que afecta al 59% de los de habitantes y empuja miles de guatemaltecos a emigrar a Estados Unidos.

Miles se sumaron a caravanas migratorias que salieron desde octubre de 2018 y que han provocado una crisis regional y la ira del presidente estadounidense, Donald Trump.

Otro eje de la campaña de los 19 candidatos presidenciales fue la corrupción, un mal enraizado en Guatemala.

Arturo Avalos, agricultor de 43 años, lamentó: “La corrupción siempre está en todos lados”, y que abarca a alcaldes, diputados y hasta al presidente, denunció.

En 2015 el entonces presidente, Otto Pérez (2012-2015), renunció tras un escándalo de corrupción que provocó manifestaciones masivas, y ahora en prisión espera ser juzgado.

La exfiscal Aldana y una comisión antimafias de la ONU (Cicig), pidieron investigar en dos ocasiones a Morales por sospechas de corrupción durante su campaña, pero éste se libró por su condición de aforado.

El actual presidente, un excómico de televisión derechista de 50 años, dio por terminado el acuerdo de la ONU, cuya misión antimafias finalizará en septiembre.

Guatemala es uno de los Estados más corruptos, según Transparencia Internacional, que lo ubica en el puesto 144 de un total de 180 países evaluados.

La violencia es otro de los males que tendrá que atajar el próximo gobierno, con 5.000 muertos cada año, la mitad atribuidos al narcotráfico y a las temibles pandillas.