pedido de captura en Brasil
Fotografía: AFP
Asunción, Paraguay.

El expresidente de Paraguay Horacio Cartes “está tranquilo” ante un pedido de captura en Brasil por presunto lavado de dinero en el marco de las investigaciones de la operación anticorrupción Lava Jato, declaró este martes uno de sus abogados en Asunción.

“Desconocemos la denuncia que llevó a la decisión del juez. Cartes siempre respondió que no tuvo vínculos comerciales o societarios con (Dario) Messer. Lo niega de manera enfática. Cartes y Messer no son socios de negocios. Cartes está muy tranquilo”, dijo a la prensa su abogado Carlos Palacios.

El pedido de prisión preventiva contra Cartes fue realizado por un juez de Rio de Janeiro que busca desarticular una organización criminal vinculada al cambista Dario Messer, detenido en julio en Brasil tras ser señalado como líder de una gigantesca red de lavado que operaba desde Brasil, Uruguay y Paraguay.

“Vamos a coordinar la contratación de profesionales en el Brasil para que se interioricen del tema”, indicó Palacios, quien consideró prematura la eventualidad de una extradición.

Sobre una posible orden de arresto internacional, el comisario Wilberto Sánchez, a cargo de la sección en Paraguay de Interpol, aseguró que ese organismo “no recibió ningún requerimiento” contra Cartes.

El fiscal de Asuntos Internacionales de la cancillería, Manuel Doldán, dijo que tampoco recibió información alguna sobre un pedido de captura.

Cartes, un rico empresario tabacalero de 64 años, gobernó Paraguay entre 2013 y 2018 en representación del conservador Partido Colorado, agrupación política que continúa en el poder con el actual presidente Mario Abdo Benítez.

La Constitución establece que los expresidentes pasan a ser senadores vitalicios con fueros parlamentarios. Para retirarles la inmunidad se requiere el voto de dos tercios del Senado.

El Senado de Paraguay cuenta con 45 bancas y Cartes conserva la mayoría.

“Un juez (paraguayo) debe solicitar su desafuero antes de hacer lugar a la orden de prisión preventiva dictada por la justicia brasileña”, declaró el presidente del Senado, Blas Llano, del opositor Partido Liberal.

“La justicia brasileña no puede solicitar el desafuero al Congreso. Tiene que ser un juez competente de la República”, precisó.

Cartes se encuentra en su residencia de Asunción, donde este martes recibió a varios dirigentes políticos, reportó la prensa local.