Rafael Callejas
Fotografía: Kena Betancur AFP
Tegucigalpa, Honduras.

El conservador expresidente hondureño Rafael Callejas (1990-1994), quien esperaba sentencia en Estados Unidos por el escándalo de corrupción en la FIFA, murió este sábado a los 76 años de edad de un paro cardíaco en un hospital de Atlanta, informó la familia.

“Es con profundo dolor que informamos que nuestro amado esposo, padre y abuelo ha emprendido vuelo hacia los brazos del señor”, publicó en una declaración Norma Gaborit de Callejas, esposa del exgobernante.

Callejas, graduado en economía agrícola de la universidad de Mississipi, que gobernó a principios de la primera década del 90, implantó el modelo neoliberal, una política de achicar el aparato estatal y privatizar los servicios públicos en Honduras.

En el gobierno siguiente, del presidente Carlos Roberto Reina, fue acusado por corrupción pero a través de los años los tribunales lo absolvieron de los delitos.

Sin embargo, en 2015 fue acusado por la fiscalía de Nueva York en la corte del Distrito Este por recibir sobornos para negociar contratos con una compañía de marketing con sede en Florida por los derechos mediáticos y de transmisión de los partidos de la selección de Honduras durante su ejercicio como presidente de la federación del fútbol del país centroamericano, cargo que desempeñó durante 13 años.

El tribunal había convocado a Callejas el próximo 5 de mayo para dictarle sentencia, después de posponerle la fecha al someterse a intervenciones quirúrgicas a causa de leucemia.

Durante la gestión de Callejas, Honduras volvió a los Mundiales de Sudáfrica-2010 y Brasil-2014, después de haber estado por única vez en España-1982.

En la presidencia de la federación de fútbol de Honduras, fue reemplazado por el abogado de profesión Alfreo Hawit, quien también está preso en Nueva York por la participación en el escándalo de corrupción en la FIFA, en el que resultaron implicados los más altos dirigentes del organismo que regenta el fútbol en las Américas.