Protocolo
Fotografía: EFE
Ciudad de México, México.

Estados Unidos ha regresado a más de 51 mil migrantes a México provenientes de distintos países de América Latina. Esto gracias al protocolo propuesto por EEUU “Quédate en México” (también conocido como Migration Protection Protocols –MPP y Remain in Mexico).

El Gobierno Mexicano aceptó el Protocolo “Quédate en México” en diciembre del 2018, aunque señaló que era una imposición del gobierno estadounidense y que lo haría por ayuda humanitaria, el 25 de enero de este año el Gobierno formalizó dicho Protocolo, pero las acciones que se han realizado están lejos de lo humanitario.

“Quédate en México” es un programa del gobierno de Estados Unidos, a través del cual las personas que solicitan asilo en ese país, en la frontera con México, deben esperar la resolución de sus casos en territorio mexicano. Las personas solicitantes de asilo tienen que esperar fuera de Estados Unidos el tiempo que dure su procedimiento de asilo, presentándose a varias audiencias. El proceso puede tardar meses e incluso años.

Las personas pueden participar en el protocolo en las ciudades de San Diego y Calexico, California; y El Paso, Brownsville, Laredo y Eagle Pass, Texas; del lado estadounidense. Mientras que, del lado mexicano, la devolución se hace en las ciudades colindantes.

Imagen: IMUMI

A pesar de que el protocolo estipula que personas vulnerables, las niñas y los niños migrantes no acompañados no están sujetos a MPP, así como otros grupos poblacionales en condiciones de vulnerabilidad, de acuerdo con la decisión del Departamento de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP).

Sin embargo, personas en condiciones de vulnerabilidad están siendo retornadas. Organizaciones en ambos países han presentado quejas por el retorno de personas en situación de vulnerabilidad, incluyendo una queja del American Civil Liberties Union (ACLU) contra el retorno de mujeres embarazadas.

En tanto, el gobierno mexicano ha dicho que los agentes migratorios del Instituto Nacional de Migración (INM) tienen instrucciones de impedir la devolución de personas en situación de vulnerabilidad, incluyendo a mujeres embarazadas, personas mayores, personas visiblemente enfermas o con alguna discapacidad.

Imagen: IMUMI

Según el informe “Recursos para entender el protocolo: Quédate en México” del IMUMI (Instituto para las mujeres en la migración A.C), dicho protocolo “viola el marco legal de los Estados Unidos y las obligaciones internacionales sobre el retorno de personas refugiados (non-refoulement) y su derecho a la no persecución, además de omitir descaradamente las leyes de asilo aprobadas por el Congreso estadounidense para las personas solicitantes de refugio que buscan protección en la frontera”.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here