Ecuador suspende todas las clases por COVID-19, que afecta a 17 personas
Fotografía: AFP
Quito, Ecuador

El gobierno de Ecuador anunció el jueves la suspensión de las clases en todos los establecimientos educacionales ante la pandemia del COVID-19, que deja 17 contagiados en el país.

La medida, que entrará en vigencia desde este viernes, forma parte de la emergencia sanitaria declarada el miércoles por la noche.

“A partir del día de mañana (viernes) se suspenden las clases de todo nivel, en todo el territorio nacional, mientras se analiza la evolución del virus”, dijo en rueda de prensa la ministra de Gobierno (Interior), María Paula Romo.

Poco antes, el alcalde de la capital ecuatoriana, Jorge Yunda, decidió que a partir del jueves por la tarde no habrá clases “en escuelas, colegios y universidades en todo el distrito metropolitano” de Quito, con casi tres millones de habitantes.

Yunda dictó una serie de medidas que incluye la suspensión de toda reunión pública o privada de más de mil personas, y pidió evitar concentraciones con menos asistentes como las misas.

El gobierno ecuatoriano declaró el miércoles la emergencia sanitaria a nivel nacional ante la pandemia de COVID-19, por lo que las personas que lleguen de los países más afectados por el coronavirus, que no identificó, serán aislados temporalmente y se suspenderán actos masivos de acuerdo al criterio de autoridades locales.

Romo precisó el jueves que los pasajeros que procedan o que en los últimos 14 días hayan pasado por China, España, Francia, Irán, Corea del Sur e Italia deberán cumplir un aislamiento preventivo obligatorio en viviendas y hoteles.

Añadió que quedaron prohibidas las reuniones de más de 1.000 personas.

Ecuador, que ha confirmado 17 casos de COVID-19 (entre ellos un holandés), también fortalecerá medidas de bioseguridad para el personal de salud, permitirá el teletrabajo y prohibió la salida de su territorio de mascarillas, jabón y gel desinfectante.

El ministerio ecuatoriano de Salud declaró el 29 de febrero la presencia del coronavirus en la nación. El primer caso, del cual se derivan casi todos los 16 otros enfermos, corresponde a una mujer septuagenaria que vive en Madrid y que había regresado dos semanas antes al puerto de Guayaquil (suroeste) sin presentar síntomas.

Dos de los 17 contagiados están hospitalizados