eléctricos patines cursos exigen discapacitados usuarios Alemania
Fotografía: Christophe Gateau - dpa

Berlín, Alemania

Algunos conductores de patines eléctricos en Alemania no sólo ponen en riesgo su vida, sino que representan también un peligro para las demás personas, sobre todo para los discapacitados, aseguró Dominik Peter, presidente de la Asociación de Discapacitados de Berlín.

“Estamos estrictamente en contra de los scooters eléctricos. La aprobación se resolvió precipitadamente y con demasiada rapidez”, dijo Peter, quien exigió que todos los conductores de patinetes debían hacer un curso de manejo.

“Los patinetes eléctricos pueden ser un obstáculo peligroso”, añade Stephan Heinke, director del comité de expertos de medio ambiente y transporte de la Asociación Alemana de Ciegos y Personas con Deficiencia Visual.

“Realmente los patinetes pueden causar muchos problemas y no entiendo por qué antes de usarlos no se completan cuatro horas prácticas en las que se hace referencia a todos los peligros”, alega Peter.

“En principio, también hay que volver a redefinir el espacio público. Ahora tenemos un nuevo grupo de personas que se moviliza en el tránsito”, añade.

Según el presidente de la Asociación de Discapacitados es necesario aclarar cómo se puede integrar a este nuevo grupo. En su opinión, el límite de edad de 14 años también es demasiado bajo.

“Las multas actuales no son un castigo real”, señala Heinke. Hay distintos tipos de multas según la infracción, informa el Automóvil Club Alemán (ADAC). Así, por ejemplo movilizarse con un scooter eléctrico por la acera tiene una multa de 30 euros (33 dólares) y no tener el permiso general para circular cuesta 70 euros.

Para las personas ciegas o con discapacidad visual el problema es que no ven que se acerca un patinete y por eso no lo esquivan.

“Una joven de nuestra asociación fue atropellada por una conductora de scooter, quien además la insultó porque la muchacha no la esquivó”, relata Heinke.

“Incluso los usuarios de sillas de ruedas no pueden esquivarlos tan rápidamente”, añade Dominik Peter.

“Nuestros miembros ahora se sienten muy inseguros en la ciudad porque los patines eléctricos se desplazan muy rápido por las aceras”, destaca.

En las ciudades alemanas aumenta progresivamente el número de usuarios de patinetes eléctricos y cada vez hay más informes de accidentes.

Los scooters eléctricos fueron aprobados en Alemania en el mes de junio. Entre tanto, ministro alemán de Transportes, Andreas Scheuer, ha pedido a las autoridades locales que tomen medidas más estrictas.

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here