Frida Khalo
Fotografía: Milenio
Cuernavaca, México.

Un hombre fue detenido este martes en México al solicitar a las autoridades un certificado de compraventa del cuadro más grande de la icónica pintora mexicana Frida Kahlo que lleva desaparecido desde 1955, informó una autoridad.

El sujeto, del que no se reveló la identidad, “quería que las cosas se hicieran de inmediato porque tenía prisa en que el documento fuera enviado lo más rápido posible a Reino Unido“, dijo a la prensa el subsecretario de Gobierno del estado de Morelos, José de Jesús Guizar, quien avisó a la fiscalía regional.

La pintura “La mesa herida” desapareció en 1955 en la capital polaca, Varsovia, y su particularidad radica en sus dimensiones: 1.2 metros de alto por 2.4 metros de largo. La obra fue expuesta por primera vez en la Muestra Internacional de Surrealismo en la Ciudad de México en 1940, y su última aparición en público tuvo lugar en una exposición de arte mexicano en Polonia.

La operación de compraventa de “La mesa herida” se hizo ante un notario público de Morelos. Para completar la transacción era necesario contar con el certificado del gobierno, ya que las obras de la pintora están catalogadas como patrimonio del ejecutivo mexicano, explicó el funcionario.

En la transacción está involucrada una casa de Acapulco, que podría haber sido usada como pago, añadió el funcionario sin dar más detalles.

Guizar tampoco habló sobre el paradero de la obra, ni las identidades del comprador así como tampoco del vendedor o el papel del sujeto detenido en la transacción.

“La mesa herida” es un autorretrato en el que aparece en el centro salpicada de sangre junto con un esqueleto. Kahlo, que normalmente pintaba en pequeños lienzos, (1907-1954) había donado esa pintura a la Unión Soviética.

Durante años, una copia de la pintura en blanco y negro ha sido exhibida en el museo de arte Gehrke-Remund de la ciudad Baden-Baden, en Alemania, con el letrero: “¿Alguien puede decirnos qué pasó con esta pintura perdida o dónde podemos encontrarla?”.