Fotografía: AFP
Washington, EEUU.

El presidente de Estados Unidos Donald Trump dijo el miércoles que estaba muy descontento con el director de la Agencia Federal de Investigaciones (FBI), Christopher Wray, y no descartó reemplazarlo.

“Estamos estudiando diferentes posibilidades”, dijo el mandatario, cuando se le preguntó sobre la posibilidad de separar a Wray del cargo.

No me gustaron sus respuestas ayer (jueves)”, añadió desde los jardines de la Casa Blanca antes de volar a Minnesota (norte).

El jueves, Wray sostuvo una audiencia ante el Congreso en la que aseguró que percibe al grupo Antifa -un colectivo de activistas de izquierda- “más como una ideología o un movimiento que como una organización”.

Desde hace varios meses, el republicano Trump acusa a Antifa de fomentar la violencia en Estados Unidos al margen de las manifestaciones contra el racismo y la brutalidad policial. A finales de mayo, incluso planteó la posibilidad de designar a este movimiento como una organización terrorista.

Durante su audiencia, Wray también insistió en que los rusos están “muy activos para influir en las elecciones de 2020 (…) sembrar división (…) y denigrar a Joe Biden”, el opositor demócrata de Trump en las elecciones presidenciales del 3 de noviembre.

“¿Quién es el gran problema? El gran problema es China”, reaccionó Trump el viernes. “El hecho de que no lo haya dicho me molesta”.