Los clavadistas jaliscienses Osmar Olvera y Mario del Valle, ya preparan sus maletas con miras al Grand Prix de la especialidad el cual se realizará en Kazán, Rusia, a partir del 26 de marzo. Y la prueba en la que competirán será en la plataforma de 10 metros sincronizados, categoría en la que han entrenado en los últimos días y no precisamente para Rusia, así lo explica Mario del Valle.

El Grand Prix, además de reunir a los exponentes de la categoría infantil, es un parámetro para medir fuerzas, aunque el objetivo será acumular la mayor experiencia posible.

Una vez terminada su participación en Kazán, Rusia, los clavadistas tapatíos regresarán para continuar con sus entrenamientos en la fosa de clavados del CODE, donde el siguiente objetivo será la olimpiada nacional.