Cruceristas desembarcan en isla de Cozumel tras falsa alarma de coronavirus
Fotografía: Alonso Cupul - EFE
Cozumel, México.

Luego de esperar más de 24 horas la autorización definitiva de las autoridades de salud de México, miles de pasajeros del crucero turístico “MSC Meraviglia” pudieron este viernes finalmente visitar Cozumel tras descartarse un supuesto caso de coronavirus de un pasajero.

Los cruceristas desembarcaron tras pasar varios días en el mar y luego de que Jamaica e Islas Caimán prohibieran atracar al barco por lo que resultó ser un caso de gripe común.

Tranquilos y sonrientes, buena parte de los 4 mil 500 cruceristas de este barco descendieron en la isla ante la atenta mirada de prestadores de servicios, que se espabilaron a ofrecer tours de todo tipo en este turístico punto mexicano, país en el que hoy se confirmó el primer caso de COVID-19.

Aunque inicialmente empezaron a bajar pequeños grupos de pasajeros poco antes de las 9.00 hora local (15.00 GMT), la mayor parte de los turistas descendieron un poco más tarde provocando una intensa movilización por todo el malecón.

“La experiencia ha sido buena, hemos estado en un crucero comiendo, bebiendo. Lo único que con un poquito de incertidumbre porque no sabíamos por qué no nos dejaban bajar en los puertos de Jamaica y de Islas Caimán. Todo ello porque había un enfermo con fiebre en el barco, le hicieron la prueba pertinente y salió que era una gripe”, comentó a Efe Lorenzo Vázquez, originario de Málaga (España).

A pesar de la mala experiencia y la frustración por no poder concluir sus planes de viaje, asegura que pasaron buenos momentos a bordo del crucero.

El “MSC Meraviglia” ha estado en los últimos días en el foco mediático porque sus 1.500 tripulantes y 4 mil 500 pasajeros no pudieron bajar en las Islas Caimán ni Jamaica pese a que se había demostrado que uno de los trabajadores solo tenía gripe común.

“Algunos momentos en los que no nos informaban sí había más nerviosismo entre la gente. (…) Había un cierto revuelo pero enseguida nos informaban, el capitán daba el informe del día y nos tranquilizaba”, agregó.

Además, celebró: “Nos han hecho un rembolso del crucero, nos han tratado muy bien, en el crucero muy bien”.

Para Paloma Labra Aranda, compañera de viaje del grupo de Málaga, el viaje terminó bien gracias al esfuerzo de la tripulación al brindarles información oportuna.

“Realmente miedo no hemos tenido en ningún momento porque desde el principio nos decía el capitán que era una gripe normal, una gripe A, yo creo que era más por la psicosis del coronavirus que por otra cosa, pero hemos estado bien, nos la hemos pasado bien y ya teníamos ganas de bajar en algún puerto”, comentó.

LA NAVIERA PIDE PROTOCOLOS CLAROS

Rick Sasso, CEO de la naviera MSC, hizo un fuerte llamado a países como Jamaica e Islas Caimán para que implementen los protocolos de sanidad internacional impuestos por la Organización Mundial de la Salud después de negar el permiso de atraque y desembarco al crucero por la sospecha de un caso de coronavirus.

Durante una conferencia de prensa que ofreció en la isla de Cozumel junto con el alcalde Pedro Joaquín Delbouis, Sasso anunció que las dos asociaciones internacionales de cruceros – The Florida-Caribbean Cruise Association (FCCA) y Cruise Lines International Association (CLIA)- ya toman cartas en el asunto.

“Cuál es la cosa mala, cuando tienen otras personas, Gobiernos como en Jamaica y Gran Caimán, no tienen está organización, no tiene protocolo, no tiene experiencia, porque en este momento, con ese crucero, los dos rechazaron por información mala y eso es criminal para los pasajeros en una semana de vacaciones”, señaló.

Por su parte, el alcalde Pedro Joaquín señaló que trabajarán en mejorar la capacidad de respuesta en situaciones de crisis sanitaria como la que se vivió en estos días, en especial para poder tener laboratorios certificados que permitan reducir el número de horas que dura todo el proceso.

La meta, dijo, es bajar el tiempo de respuesta de las 14 horas que pasaron desde que obtuvieron las muestras médicas y hasta obtener el resultado.

En cuanto a los pasajeros del crucero que ya pudieron bajar a tierra esta mañana, se informó que recibirán el rembolso del 100 % de lo que pagaron por el trayecto entre otros beneficios para compensar todo lo ocurrido.

El barco zarpará a las 22.00 de este viernes (04.00 GMT del sábado) rumbo a Miami.

Este no es el único caso de crucero que no ha podido llevar a cabo su ruta con normalidad por el coronavirus.

Este viernes y tras analizar a dos pasajeros, las autoridades de Barbados descartaron el contagio por coronavirus a bordo del crucero Carnival Fascination y les permitió desembarcar libremente.

Durante días estuvo retenido en Japón la embarcación Diamond Express tras reportarse varios casos de coronavirus. Y este viernes, las autoridades japonesas indicaron, de acuerdo con la BBC, que había fallecido un británico en el país, siendo la sexta persona del crucero de la embarcación Diamond Princess, puesta en cuarentena, que fallece por esa causa.