Región.
Desinformación y no practicar una sexualidad responsable agravan la situación e incrementan los casos

Con la intensión de prevenir enfermedades y que los embarazos no sean tan frecuentes en jóvenes adolescentes, es necesario crear conciencia entre la población, ya que aún hay desinformación sobre el tema y cada vez más adolecentes de la región quedan embarazadas a edades muy tempranas, comenta Mauro Antonio Gómez Magallón medico gineco-obstetra del Hospital de Primer Contacto de Colotlán.

 “No decimos que no se deban de embarazar, no, pero sí de llevar un espaciamiento sano de estos embarazos, para eso existen múltiples métodos anticonceptivos y nosotros los que otorgamos que son los anticonceptivos post-eventos obstétricos, que así se llaman, son aquellos que aparte de ser muy eficaces permiten dar lactancia, entre ellos, pues está el dispositivo de cobre, el DIU de cobre, está el implante subdérmico, también las pastillas que solamente contienen progestina o progesterona, así también como inyecciones que son bimensuales que también solamente contiene progesterona, son muy efectivos y aparte permiten dar la lactancia”.

Aunque hay suficientes insumos en cuanto a métodos anticonceptivos (los cuales son gratuitos), los jóvenes no se acercan a solicitarlos, aparentemente por aspectos sociales y los tabúes que existen sobre este tema.

 “Aquí la información que manejamos más es prevenir más bien, porque aquí se ve mucho embarazo en adolecente, aquí nos enfocamos mucho en estas dos situaciones en el anticonceptivo post-evento obstétrico y en el embarazo o prevención del embarazo en adolecente, es en lo que nos enfocamos más”.

-“¿Considera que haya algunas causas en la región  que propicien que se esté dando más el embarazo adolescentes?”.

“Claro, mucho tiene que ver el nivel sociocultural, tiene que ver mucho la mala información, el machismo, el desconocimiento de que existen métodos anticonceptivos, hay pues factores de riesgo, pues efectivamente por los cuales la adolecente no acude a solicitar un método, es más, todavía se considera como ilegal que una adolecente valla a un centro de salud a pedir información o aceptar un método anticonceptivo, siendo que la ley actualmente las protege también a las adolescentes para ello”.

Aunque las autoridades hacen lo concerniente para mantener a la población informada, Gómez Magallón considera que es necesario que sea de una manera más ardua, ya que los embarazos han aumentado en gran medida en los últimos años y lamentablemente en jóvenes de edad cada vez menor.

 “Frecuentemente por medio de aquí, tanto de las autoridades del hospital como de la región sanitaria, hay capacitaciones tanto al personal médico como también a los usuarios por medio pues de pláticas, por medio de promoción a la salud, se visitan las escuelas, principalmente las secundarias y preparatorias para dar este tipo de mensajes, se reparten trípticos, se dan sesiones o platicas que nos invitan, también las escuelas para orientar a los adolescentes”.

Además de los posibles contagios de enfermedades de trasmisión sexual a los que se enfrentan los jóvenes, los embarazos a temprana edad pueden provocar preclamsia, eclampsia, problemas psicológicos, abortos e incluso la muerte del producto o la madre, finalizó.

 “Desgraciadamente van en aumento y lo que queremos es disminuir, entonces sí tenemos que incidir más en este problema porque se ha visto que no ha disminuido, que al contrario va en aumento. En estos hospitales es importante decir que nosotros los métodos anticonceptivos son sugeridos o son informados bajo cierto consentimiento, ningún método es otorgado a la fuerza o a escondidas, ya sea en el periodo de parto o en personas que no tienen el evento obstétrico”.

Es importante que los padres de familia hablen ampliamente del tema con sus hijos, y sobre todo de una manera natural y sin tapujos, ya que contar con información veraz y precisa evitara embarazos a temprana edad y contagios de enfermedades de trasmisión sexual.