viaticos alimentos ciudad creativa
Fotografía: Corazón de Alcachofa (Facebook)

Guadalajara, Jalisco.

Los integrantes del Fideicomiso de Ciudad Creativa Digital utilizaron los recursos públicos que serían para empresas y proyectos de emprendimiento, y se lo gastaron en consumos en restaurantes y establecimientos gourmet, sin que este gasto estuviera debidamente justificado.

Es por ello que la Auditoría Superior del Estado de Jalisco (ASEJ) señaló un daño al patrimonio del Fideicomiso por 250 mil pesos, en los resultados finales de la Auditoria al ejercicio fiscal 2016. Las observaciones son contra el director general del organismo, Jacobo González Torres.

De acuerdo con el análisis realizado al proyecto Carpetas CCD, el fideicomiso entregó 2 millones de pesos divididos entre 10 empresas, a razón de 200 mil pesos a cada uno. Las reglas de operación del proyecto sugerían entregar recursos para tener un “capital semilla”, y que las empresas pudieran realizar películas, series y videojuegos en un periodo menor a los 3 años.

La irregularidad más notable fue con una partida extraordinaria a esos 2 millones de pesos por un monto de 250 mil pesos. Estos recursos se utilizarían oficialmente para “gastos operativos y administrativos del proyecto denominado Carpetas CCD”.

Pero en los detalles encontraron las irregularidades.

– El detalle del despilfarro –

Comidas en La Tequila, para complacer los paladares más mexicanos. Estancias en el hotel Camino Real o consumos en el exclusivo Spa Monte Coxala o el restaurante La Alcachofa. La ASEJ detalló que el Fideicomiso comprobó el gasto, pero no justificó que ese dinero haya tenido que ver con el proyecto Carpetas CCD.

Entre los gastos que publicó la Auditoría en su informe final, del que este medio tiene una copia, señalan consumos en restaurantes como la Tequila, operada por Grupo Ordi S.A. de C.V., por un monto de 5 mil 48 pesos el 12 de enero de 2017.

Un día antes, los funcionarios del fideicomiso gastaron mil 440 pesos en el Asador Chimichurri de Jardín Real. Y aunque estos gastos parecieran esporádicos, el reporte fiscalizador dice lo contrario: una comida en el exclusivo restaurante Recco, donde se pagó un consumo de mil 454 pesos el 14 de septiembre de 2016. Los reportes no señalan quiénes fueron los comensales.

En diciembre de ese año, el consumo de alimentos por dos mil 515 pesos fue pagado en un restaurante fuera de la zona metropolitana de Guadalajara, pero igual o más exclusivos que los anteriores: el spa de Monte Coxala, ubicado en la comunidad de San Juan Cosala, del municipio de Jocotepec.

Los funcionarios con acceso a los recursos del Fideicomiso, igual comieron en la Alcachofa el 16 de noviembre de 2016 (mil 267 pesos), que en el restaurante I Latina (dos mil 777 pesos), el 15 de diciembre de ese 2016.

Y así, poco a poco, entre comidas, viajes y papelería publicitaria, los miembros del Fideicomiso se acabaron 250 mil pesos en gasto superfluo que ahora es castigado por la ASEJ.

Omar García

Omar García

Reportero en Canal 44
Tiene más de 13 años en la cobertura periodística de Guadalajara. Su trabajo se ha especializado en transparencia y rendición de cuentas. Sus temas de investigación van desde el crecimiento y desarrollo urbano, hasta las historias de personajes que habitan y reproducen las distintas caras de la ciudad. Es comunicador público y tiene estudios de posgrado en Ciencias Sociales.
Omar García

Deja un Comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here