Eleonore
Fotografía:: Johannes Filous - DPA
Roma, Italia.

El capitán del barco de rescate “Eleonore”, el alemán Claus-Peter Reisch, fue sancionado por las autoridades italianas con una multa de 300 mil euros, según informó hoy la organización de ayuda humanitaria Mission Lifeline.

Axel Steier, portavoz de Mission Lifeline, confirmó asimismo que presentaron una apelación. “Vemos un 50% de posibilidades de evitarlo”, dijo Steier a dpa y destacó el estado de emergencia en el que se encontraba Reisch y que lo llevó a actuar como lo hizo.

Eleonore” ingresó el lunes al puerto de Pozzallo en Sicilia con unos 100 inmigrantes a bordo a pesar de una prohibición del Gobierno italiano. El barco fue confiscado.

“Estimamos que vamos a perder la nave”, señaló Steier, y calculó el valor de “Eleonore” en unos 300 mil euros, la mitad de los cuales corresponde a equipamiento técnico.

Steier indicó asimismo que ya cuentan con promesas de donación para la compra de un barco nuevo que ascenderían a aproximadamente la mitad del precio de compra.

“Sería un error rendirse ahora”, adujo Steier. El año pasado, la organización perdió el barco “Lifeline”, que fue confiscado en Malta.

Steier se mostró poco optimista en referencia a que la dura postura de Italia hacia los rescatistas marítimos privados en el Mediterráneo se modifique de manera significativa tras el cambio de Gobierno en Roma.

El nuevo gabinete compuesto por el Movimiento Cinco Estrellas (M5S) y el Partido Democrático (PD) prestó juramento este jueves. La Liga, cuyo líder Matteo Salvini era ministro del Interior, ya no forma parte del Gobierno.