Un laboratorio francés busca entre medicamentos existentes un tratamiento contra el coronavirus
Fotografía: Jeff Pachoud - AFP
Río de Janeiro, Brasil.

La estatal Fundación Oswaldo Cruz (Fiocruz), entidad referencia mundial en la investigación biomédica, y la Compañía de Desarrollo Industrial del Estado de Río de Janeiro (Codin) firmaron hoy un acuerdo para la instalación de la mayor fábrica de vacunas de América Latina.

Bautizado como Complejo Industrial de Biotecnología en Salud, las instalaciones estarán en la zona oeste de la ciudad de Río de Janeiro, en un área de 580 mil metros cuadrados y con una capacidad para producir 120 millones de vacunas y fármacos anuales.

En la fábrica se producirán vacunas para la meningitis, hepatitis y la triple bacteriana, que hoy Brasil importa, así como la de la COVID-19, cuando esté aprobada, entre otras.

Se espera que las obras, cuya finalización está prevista en 2023, generen unos 5 mil empleos directos.

“La construcción de esta fábrica, resultado de una asociación con el gobierno federal, consolida la tradición del Estado de río de Janeiro en el sector de la biotecnología y tiene potencial para atraer inversiones y empleo”, destacó el gobernador en funciones de Río de Janeiro, Cláudio Castro.